Caja juego de mesa Jungle Speed

Contenido de la caja

Jungle Speed se suministra en una caja de cartón blando colorida. Por suerte, el juego viene acompañado de una bolsa con cierre donde guardar las cartas, el tótem y las reglas, de modo que la caja la podemos tirar en cuanto la abramos. Esta bolsa es perfecta para poder transportar el Jungle Speed a cualquier parte.
El juego propiamente dicho, está compuesto por 80 cartas y un tótem de madera, con un grabado del logotipo de Jungle Speed en la parte superior del mismo.

Preparación del juego

El juego no necesita ningún tipo de preparación. Simplemente nos sentamos en la mesa, repartimos las cartas y a jugar y divertirnos.

Contenido juego de mesa Jungle Speed

Quiero hacer una mención especial a la mesa, para que el juego se justo y equilibrado, todos los jugadores deberían estar a la misma distancia del tótem por lo que es aconsejable jugar en mesas redondeas o cuadradas.

Otra recomendación, cuidado con las copas y aperitivos. Dejadlos fuera de la zona de juego o buscad zonas seguras, o es muy probable que acabéis cubiertos de refresco si los vasos están por medio.

Mecánica del juego

Para empezar a jugar a Jungle Speed se deben repartir las 80 cartas de la forma más equitativa posible. Lógicamente, dependiendo de la cantidad de jugadores, no siempre todos tendrán el mismo número de cartas. Pero una carta de menos no es un desventaja importante y una vez le toca a uno y otra a otro.

Cada jugador apilará sus cartas delante de él y por orden las irán descubriendo. Cuando un jugador saque una carta igual, en forma, no en color, a la de otro jugador, los dos jugadores se lanzarán a por el tótem central. El jugador perdedor se llevará las cartas sus descartadas, las de su contrincante y las del bote si hubiera, colocándolas boca abajo debajo de su pila. El juego continuará hasta que uno de los jugadores se quede sin cartas y, por tanto, gane.

Aparte de las cartas de figuras, también hay unas cartas especiales que modifican el juego. El juego contiene tres tipos de cartas especiales:

  • Duelo inmediato lanza un duelo a todos los jugadores a la vez.
  • Cuando sale la carta todos a la vez todos los jugadores sacan carta simultáneamente y se resuelven los posibles duelos.
  • La carta mandan colores cambia la mecánica de juego y en lugar de mandar las formas mandan los colores.

Si un jugador tira el tótem o lo coge cuando no debe, se lleva todas las cartas de descartes de la mesa y el bote. Este es uno de los momentos del juego que más risas ocasiona.

Este es un breve resumen de la mecánica del juego, no las propias reglas, así que os las tendréis que leer igualmente. De todas maneras, no hay mucho más que esto, así que en un par de minutos son vuestra y ya estáis jugando a Jungle Speed.

Duración y complejidad

Una de los puntos fuertes de Jungle Speed es precisamente su sencillez. Las reglas son tan sencillas que empezaréis a jugar casi inmediatamente, con lo que no aburriréis a los nuevos jugadores con aburridas descripciones y se encontrarán destapando cartas en un abrir y cerrar de ojos.

Como en todos los juegos, la experiencia es un grado, pero con tres o cuatro partidas un jugador novel se pondrá a la altura de los más experimentados.

Las partidas son rápidas y amenas, de unos 10 o 15 minutos de duración de media. Para pasar de una a otra basta con volver a mezclar las cartas. Quizá lo más difícil del juego se cumplir con la frase “la última y nos vamos”.

¿Para quién y para cuantos?

Jungle Speed no está orientado a un tipo de jugador específico, puede ser jugado por todo el mundo, de prácticamente todas las edades y seguro lo pasan bien.

La ficha del juego dice que es apto para niños a partir de 7 años, yo lo apuraría un poco más, he jugado con mi hijo de 5 años sin comodines y lo ha pasado muy bien. Lógicamente, el juego no es apto para jugar niños mezclados con adultos.

El juego está pensado para dos a diez jugadores. Yo, personalmente, recomendaría jugar de cuatro a seis u ocho jugadores. No descarto los diez jugadores por la mecánica del juego, sino por un problema de espacio. Si conseguís colocar a los 10 jugadores a una distancia más o menos equitativa del tótem, os garantizo que lo pasaréis igual de bien que con seis jugadores.

Conclusión

Jungle Speed es un juego rápido y sencillo, apto para todos los públicos y de todas las edades. Puedes jugar con tus amigos, familiares o compañeros de trabajo. Es un juego muy sencillo, fácil y rápido de aprender. Las partidas son dinámicas y no dejan espacio para la distracción, Jungle Speed te engancha y no te deja.

No me gusta puntuar los juegos, no creo que sea una buena medida para decidir si un juego es bueno o no, pero sin duda lo recomendaría a cualquiera. Diré más, para mí es un juego imprescindible en cualquier casa. Si queréis una unidad de medida, he jugado con mucha gente y aun nadie ha usado la expresión “está bien”. Ha encantado a todo el que ha jugado, arrancándonos innumerables carcajadas desde que lo tengo.